Los 10 mejores cabrestantes eléctricos 2021

¿Le resulta difícil elegir su nuevo cabrestante eléctrico? Escribimos esto Guía de compra de cabrestantes eléctricos especiales para ayudarte, con el TOP10 de las mejores ventas del momento, pruebas, opiniones… Como en todas nuestras guías de compra, ¡hemos hecho todo lo posible para ayudarlo a elegir el mejor cabrestante eléctrico!

Nuestra selección de cabrestante eléctrico

Guía de compra de cabrestantes eléctricos

Si quieres comprar un cabrestante eléctrico, es importante que conozcas un poco más sobre este dispositivo de elevación y / o tracción. Debe tener en cuenta varios elementos, incluido el tipo y la longitud del cable, la capacidad de carga máxima permitida, la fuerza de tracción y la capacidad de elevación del motor eléctrico y muchas otras características técnicas.

Esta comparación le ofrece una gama completa de cabrestantes que satisfacen todas las necesidades del usuario. Para elegir uno, lo invitamos a leer esta guía de compra que detalla todo lo que necesita identificar antes de elegir su cabrestante eléctrico.

¿Qué es un cabrestante eléctrico?

Un cabrestante es un dispositivo motorizado que se puede utilizar para la manipulación en caso de que se trate de un polipasto eléctrico. En los vehículos todo terreno, su función es diferente, ya que permite remolcar un 4 × 4 de una situación difícil. Sin embargo, ya se trate de cabrestantes o polipastos eléctricos, su funcionamiento se basa en el mismo principio.

Dependiendo del modelo de cabrestante, tiene un cable de control directo para activar la tracción o la elevación, o un control de radio (control remoto inalámbrico) para pedido a distancia.

Los cabrestantes eléctricos también se distinguen por su capacidad de tracción o elevación. Pero el punto que realmente diferencia a un cabrestante de otro es su tipo. De hecho, existen varios tipos de cabrestantes: manuales, eléctricos, mecánicos e hidráulicos. Un tipo de cabrestante corresponde a un uso por su capacidad de carga, su funcionamiento y su cable (tipo y diámetro del cable).

¿Cómo funciona un cabrestante eléctrico?

Como su nombre indica, un cabrestante eléctrico necesita una fuente de alimentación y, por lo tanto, tiene un motor eléctrico. Este último hace girar una guía de rebobinado sobre la que se enrolla un cable metálico o un cable sintético, pasando primero por una guía de cable y si es necesario por un polea de arrastre. En el caso de un polipasto, el cable es guiado por un rodillo guía y enrollado alrededor de un rodillo enrollador o tambor.

El motor de un cabrestante eléctrico se alimenta con 12V o 24V en el caso de un cabrestante de vehículo todo terreno. En cuanto al polipasto eléctrico, funciona por debajo de 230V. Pero tanto en el primer caso como en el otro, el motor eléctrico siempre se alimenta con corriente continua. Para rotarlo hacia adelante y hacia atrás, simplemente invierta la polaridad.

Sin embargo, la potencia directa del motor puede ser insuficiente para levantar o remolcar una carga pesada. Por esta razón, el cabrestante está equipado con un juego deengranajes reductores para optimizar la fuerza de tracción o elevación.

Además, aunque la potencia del motor se multiplique por una marcha para poder tolerar una carga máxima, siempre es recomendable dejar alrededor del rodillo 5 vueltas de cable.

¿Cómo elegir un cabrestante eléctrico?

Elegir un cabrestante eléctrico no es tarea fácil ya que existen varios modelos para todo tipo de uso. Pero, si presta atención a los criterios que siguen, puede encontrar el cabrestante eléctrico adecuado para su uso personal.

Capacidad de carga

La capacidad de carga de un cabrestante eléctrico es su capacidad de tracción y / o su Capacidad de levantamiento que depende de la carga nominal que pueda soportar. En las características técnicas del dispositivo, puede identificarlo fácilmente por su unidad expresada en kilogramo (kg).

Este factor es el nivel de tolerancia máximo que puede soportar el primer nivel de enrollado del cable en el rodillo o tambor. De hecho, cuanto más corto se vuelve el cable de elevación o de tracción y se envuelve alrededor del tambor, más fuerza debe desplegar el cabrestante para tirar y levantar disminuye.

En general, en los malacates eléctricos, esta caída de carga se estima en 13% por fila de carretes de cable. Sin embargo, debe comprender en el funcionamiento de un cabrestante que la capacidad de carga nominal es la que corresponde a la fuerza que requiere el motor para enrollar un cable estirado horizontalmente.

Es por ello que siempre se recomienda comprobar si la carga máxima es la que determina el nivel de tolerancia del cabrestante cuando el cable está tensado o no. De lo contrario, puede evitar tener este tipo de molestias optando por un cabrestante eléctrico con capacidad de carga el doble del peso del objeto a remolcar o levantar. Por ejemplo, si desea instalar un cabrestante en su 4 × 4 y pesa 4t, planifique un cabrestante que tenga una carga nominal superior a 8t.

El tipo y la longitud del cable.

Los diversos cabrestantes eléctricos del mercado están equipados con dos tipos principales de cables.

  • Cuerda de alambre
  • Un cable metálico para un cabrestante puede ser un cable de acero reforzado con carbono, lo que le permite resistir una alta tensión y fricción, especialmente en la polea de enrollamiento.

    Este tipo de cable se instala generalmente en los cabrestantes de elevación eléctrica, pero también está muy presente en los cabrestantes de vehículos todo terreno, ya que es apto para instalación en exteriores. Tolera la exposición a los elementos y aún se desempeña bien incluso en condiciones climáticas adversas.

    Sin embargo, a un cable de acero no le gustan los granos de polvo que se incrustan entre sus alambres de acero. La contaminación que no se ha limpiado puede resultar en una ruptura en cualquier momento.

  • Cable sintético
  • Una cuerda sintética de alta resistencia está compuesta por varios filamentos sintéticos que, cuando se juntan, forman un conjunto que puede soportar las cargas de los equipos de elevación o tracción, en este caso un cabrestante eléctrico.

    Este tipo de cable tiene la ventaja de ser ligero y más flexible, lo que reduce el riesgo de rotura repentina. En el caso de que haya un corte, es posible hacer un nudo y reanudar la tracción o el levantamiento. Se recomienda para un uso ocasional, especialmente en vehículos todo terreno que solo salen de la carretera en situaciones puntuales.

Tanto para el tipo de cable del cabrestante, pero también hay que tener en cuenta su longitud. Un cable más corto es mucho más práctico que uno demasiado largo. Recuerde el principio que establece que cuanto menor sea la longitud del cable, menor será la capacidad de carga. En otras palabras, si usa un cable que es corto, pone menos carga en el motor eléctrico. Además, es menos probable que tenga un tambor con un montón de cables mal enrollados.

Velocidad de tracción

La velocidad de tracción de un cabrestante eléctrico depende del peso del objeto que se va a tirar o levantar. De hecho, el dispositivo será más rápido con una carga de 2t que con otra de 4t.

Sin embargo, puede tener esta información en los detalles del cabrestante. Se determina según la carga nominal y se expresa en metros por minuto.

También depende de la potencia del motor y del voltaje que se le suministre. Un polipasto eléctrico se beneficia de una corriente continua estable de una línea de alimentación de 230V. En cuanto al cabrestante eléctrico de un 4x4, funciona con batería. Si el motor está apagado, el alternador no girará, dejando que el motor dependa únicamente de la batería. Sin embargo, su tensión disminuye a medida que se le pide. Para ser más claros, sin el alternador, una batería puede tener menos de 12V o 24V, que es el voltaje mínimo para hacer funcionar el motor eléctrico del cabrestante.

El caso de uso

En general, elegirás un modelo en particular dependiendo de la situación en la que planeas usarlo. Ya sea que planee instalarlo en una fábrica o en su vehículo todo terreno, su cabrestante eléctrico puede ser o no el que realmente necesita.

Para su uso con cargas ligeras, a menudo es más práctico y económico optar por un cabrestante manual para uso ocasional y no profesional. Para cargas pesadas, es mejor elegir un cabrestante eléctrico habiendo determinado previamente la carga máxima.

En un 4 × 4, es obvio que el cabrestante eléctrico es la mejor opción. Alimentado directamente por la batería, te permitirá salir de situaciones difíciles. Pero siempre verifique la carga nominal que debe ser mayor que el peso de su vehículo todo terreno.

¿Cuáles son los usos de un cabrestante eléctrico?

  • Tracción
  • Gracias a su ingenioso diseño, un cabrestante eléctrico es una herramienta básica en un vehículo todo terreno y, especialmente, en un vehículo de remolque como una grúa. En este último caso, permite colocar el coche averiado con total seguridad sobre el puente grúa del remolque.

  • Levantamiento
  • Los cabrestantes eléctricos son útiles para levantar cargas pesadas al final de sus ganchos. Son dispositivos de manipulación que facilitan el movimiento de un objeto desde el punto A al punto B.

Aparte del cabrestante eléctrico, ¿cuáles son los otros tipos de cabrestantes?

El cabrestante manual

Si desea comprar un cabrestante que sea cómodo de usar y que cueste casi nada, puede recurrir a un cabrestante manual. Este es un tipo de cabrestante que no está motorizado, pero provisto de un manivela del engranaje helicoidal. Con la fuerza de sus brazos, puede manejar fácilmente una carga pesada dentro del límite de la capacidad máxima de carga de tracción o elevación.

Hay dos modelos de cabrestantes manuales, incluido el cabrestante de arrastre que se puede utilizar en un taller o fábrica y el cabrestante de elevación que se puede instalar en un vehículo o incluso en un remolque de barco.

Todos los modelos de cabrestantes manuales tienen una capacidad de 500 kg y esto se puede duplicar añadiendo una polea enrolladora.

El cabrestante mecánico

Un cabrestante mecánico está equipado con un motor térmico que es más eficiente que un motor eléctrico en términos de carga nominal.

Sus principales desventajas son su peso y su precio. También es bastante difícil de instalar en un vehículo sin antes haber realizado modificaciones en el soporte.

El cabrestante hidráulico

El tambor de un cabrestante hidráulico gira mediante un sistema presurizado por fluido hidráulico. Este principio de funcionamiento muy simple hace que los cabrestantes hidráulicos dispositivos de elevación y tracción eficientes, con mejor eficiencia que los cabrestantes eléctricos.

Su velocidad y capacidad de carga están mucho más allá de lo que ofrecen otros tipos de cabrestantes. Además, tiene todas las características de un cabrestante seguro. El sistema interno no corre el riesgo de sobrecalentamiento.

Sin embargo, los cabrestantes hidráulicos son los más caros del mercado.

¿Cómo arreglar un cabrestante eléctrico?

Instalar un cabrestante eléctrico es bastante sencillo, ya sea en un vehículo o en una fábrica. Los fabricantes siempre proporcionan un manual que detalla todos los pasos que debe seguir para instalar correctamente un cabrestante y mantenerlo seguro para su uso.

Pero sobre todo, es importante que instale su cabrestante eléctrico de acuerdo con las normas de seguridad vigentes. En este sentido, se debe tener en cuenta la capacidad de carga del soporte que debe corresponder a la del cabrestante.

En los vehículos, los cabrestantes eléctricos se colocan en la parte delantera (4 × 4) o en la parte trasera (camión de remolque). Y para ello, cuentan con todos los accesorios para fijar. Se incluye un cable eléctrico para la conexión directa a la batería.

Puerto de carga: ¿cuáles son los riesgos con un cabrestante eléctrico?

Si está considerando comprar un cabrestante eléctrico, es bueno para remolcar o levantar una carga pesada. Pero en todas las situaciones de uso, este tipo de dispositivo emite una cantidad importante de energía que influye directamente en el punto de rotura del cable que intenta liberarse de esta energía consiguiente a la que está sometido.

Además, un cabrestante eléctrico a menudo está equipado con un motor de freno que es un freno automático que bloquea el tambor si el cable se rompe inesperadamente. A veces es un sistema de trinquete que inmoviliza el cabrestante y el cable que todavía está completamente cargado. En cualquier caso, existe una cantidad de energía que puede desencadenar la falla de un componente en cualquier momento, ya sea el freno o el cable.

En este sentido, la seguridad es ante todo una cuestión de mantenimiento y control que debe realizarse periódicamente en su cabrestante eléctrico. Para hacer esto, solo comprobar el estado del cable metálico o sintético y observe cualquier punto de ruptura, como desgaste, pellizcos o corrosión.

más vendidos

Dernière mise à jour : 2021-10-24 02:40:21